No concilia el sueño

Por lo que nos cuentan quiero aclararles que su hijo no es “diferente” ni deben buscarle actividades especiales. Sólo tienen que continuar dándole cariño y un buen criterio de crianza para que se desarrolle sano y feliz. No pienso que se trate de un niño hiperkinético sino de un chico con dificultades para conciliar el sueño. Los hiperkinéticos tienen una actividad motriz persistente, exagerada y poco estructurada, junto con una escasa capacidad de concentración. Difícilmente un niño con estas características pueda sentarse a jugar por un tiempo prolongado.

Tómense este aparente problema del sueño con tranquilidad y paciencia, ofrézcanle mucho amor y así él encontrará la seguridad necesaria para poder descansar tranquilo. Denle el tiempo necesario para que encuentre el consuelo que requiere frente a esta situación. Eviten que se excite antes de dormir y acompáñenlo hasta que logre conciliar el sueño. Y no se olviden de decirle que cuando él se duerma, ustedes también se irán a dormir. De esta manera, si se despierta, sabrá que sus padres están durmiendo en la misma casa. Cuando él los llame, alguno de ustedes deberá concurrir a su lado, pero no es necesario levantarlo. Sólo acompañarlo hasta que se duerma nuevamente.

You can follow any responses to this entry through the RSS 2.0 feed. You can leave a response, or trackback from your own site.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>