El sentido de la educación en un hijo

Yo creo que hay que educarlos para la felicidad. Después, si la felicidad de ellos va a estar en el éxito entendido como la performance profesional o económica o en la contemplación religiosa, ellos lo decidirán. Pero creo que lo fundamental es prepararlos para que puedan elegir el camino que les dé mayor felicidad. Y me parece que es imposible que uno no ponga su impronta en todo esto.

You can follow any responses to this entry through the RSS 2.0 feed. You can leave a response, or trackback from your own site.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>